DOBLES GANAS DE ENCLAVACIÓN

Las lluvias impidieron el pasado año que se celebrara el acto más emotivo de la Semana Santa de Ayerbe.

#Huesca (#cultura).- Hace un año desde noticiasenlacontienda entrevistábamos a Santiago Evrard, encargado de representar a Cristo en la Enclavación de Ayerbe. Nos habló de lo que siente desde lo alto de la cruz, de las horas de ensayo y sus emociones…pero la lluvia le impidió poder hacer la representación. Un año después, sus ganas son aún mayores. “Este año hay muchas más ganas ya que el año pasado no se pudo realizar por la lluvia. En mi caso además, el día de la Enclavación hará un año del fallecimiento de mi padre por lo que aún tengo más ganas de podérselo dedicar”, explica.

Santiago no aceptó hacer el papel de Jesucristo por fe cristina, sino por tradición y por su padre y su abuelo quienes si eran muy religiosos y le llevaban a ver actos de Semana Santa entre ellos esta representación cuando su padrino Oscar Abadiano hacia de Jesucristo. Por lo que la próxima semana, su progenitor le dará las fuerzas suficientes para arrastrar esa cruz de unos 50 kilos en la que acaba siendo crucificado. 

La enclavación es siempre igual pero diferente. Este año, uno de los actos novedosos será la puesta de la corona de espinas mientras que la nota triste viene por parte de la banda de tambores de Ayerbe que no podrá actuar por falta de efectivos. “Solo estamos cinco personas y ya somos de edad avanzada. La gente joven participa mucho en la Enclavación pero ya no en la banda por lo que con mucho dolor hemos decidido no actuar en la rompida de la hora. La realizarán el Orfeón Reino de los Mallos y los grupos de tambores de San Lorenzo en Huesca y los de Bolea y Alcalá de Gurrea”, explica Alejandro Salcedo, presidente de la banda de tambores de Ayerbe.

Ayerbe está con muchas ganas de que llegue el Jueves Santo y poder disfrutar de uno de los eventos más importantes de la localidad al que acuden entre 1000 y 1500 personas. Un evento que comenzó con apenas 20 personas y en el que diecisiete años después se involucra toda la población. 

Comentarios

Autor entrada: