LOS RESTAURANTES ACIERTAN CON LAS TAPAS

Las variaciones de los nueve restaurante que participaron en #Trufate fueron todo un éxito.

#Monzón (#gastronomia).- El recinto ferial de #LaAzucarera se quedó pequeño para albergar la undécima edición de Trufate. 3.500 personas se dieron cita el pasado sábado para degustar las 11.000 tapas elaboradas por nueve restaurantes de la comarca del #CincaMedio. En la planta baja del recinto se encontraba, además, un mercado agroalimentario con productos muy variados organizado por #HechoEnLosPirineos donde se podía adquirir desde quesos a cerveza, pasando por hortalizas del huerto, dulces o aceites y evidentemente #trufa. En la planta de arriba del recinto, los nueve restaurantes ofrecieron nueve pequeñas obras de arte culinarias que hicieron las delicias de los asistentes.

Minutos antes de la apertura de Trufate, el presidente de la #DiputacionProvincialDeHuesca, Miguel Gracia y el alcalde de Monzón, Álvaro Burrell atendían a los medios de comunicación destacando la importancia, un año más, de Trufate. “Estamos encantados de poder enseñar esta feria por toda la provincia ya que van de la mano el mundo de la producción, la comercialización y transformación en la hostelería para que se vea que es un producto accesible”, explicó Gracia.

El alcalde, por su parte, mostró su agradecimiento por haber pensado en Monzón como sede. “Estamos muy ilusionados con esta combinación de trufate y el mercado de Hecho en los pirineos. Es un buen maridaje de ambos eventos y un orgullo poder poner en valor los productos de nuestra provincia”.

En el acto también estaba presente el presidente de la Asociación de Recolectores y Cultivadores de Trufa de Aragón, José Vicente Girón quien agradeció a la Diputación esta iniciativa y su colaboración, más en años con poca producción como está siendo este. “Nos hace ilusión enseñar las trufas para que la gente las conozca, mas que venderlas. Cuando un cocinero sabe trabajar la trufa, se le saca rentabilidad, y trufate es una buena muestra de ello”.

Respecto a la campaña de este año, destacó que está siendo complicada por la climatología. “Los precios son lo que marcan la temporada y os puedo contar que otros años se vendía de 500 a 700 euros de media y este se está vendiendo por encima de 900 y se han llegado a vender a 1300. Hay pocas trufas y mucha demanda y mucha cultura de consumir trufa ya que antes solo se elaboraba para un par de platos y ahora se ha ampliado mucho dentro del sector gastronómico”.

Comentarios

Autor entrada: